La entrevista de trabajo.

Que miedo y que nervios produce una entrevista de trabajo. Desde que nos llaman para citarnos hasta el momento de la entrevista nos llenamos de preguntas: ¿cómo será la persona que nos entrevistará?, ¿qué preguntas me harán? ¿me pondré tan nervioso que no sabré qué decir?.

Encima ahora tenemos la posibilidad de que la entrevista sea via Skype, técnica cada vez más usada para ahorrar costes. En esa situación lo que primero nos aterra es…la conexión a internet, ¿se me cortará la llamada? ¿la calidad de imagen será buena? ¿cómo me visto para una entrevista por Skype?.

Yo siempre pienso en esa “relación momentánea” del candidato y el entrevistador como un baile. Todos hemos tenido entrevistadores muy agradables y otros que han sido más peliagudos. Nosotros, como candidatos, debemos intentar seguir el ritmo de baile que nos marque el entrevistador, él es el que lleva la batuta y no debemos adelantarnos ni quedarnos atrás, sino bailar al ritmo que nos vaya marcando con su actitud y sus preguntas.

Desde New Stage os queremos dar unos pequeños consejos para relajar vuestros nervios lo más posible, ya sea para una entrevista presencial o por Skype:

  • Siempre os hemos dicho que lo más importante es identificar tu valor añadido: eso que te hace único/a, lo que te hace diferenciarte del resto de candidatos al puesto. Hay una gran diferencia entre una persona que sabe en qué es bueno, por qué vale y la que no…y eso el entrevistador lo nota, es un factor que marca la diferencia.
  • Se tu mismo, actúa natural: olvidaros de memorizar respuestas tipo, experiencias laborales que no son ciertas y demás historias para parecer algo que no sois, solo os producirá más nervios, estaréis pendientes de decir lo que habéis memorizado, no lo que realmente sabéis y podéis aportar a la empresa. Está más que demostrado que al margen de especificaciones del puesto, siempre se buscan unos puntos comunes en cualquier candidato, tú los tienes y si eres sincero y natural serás capaz de demostrárselo al entrevistador.
  • Ve vestido correctamente a la entrevista: da igual que seas veterinario, ingeniero, administrativo, camarero, periodista o arquitecto. En una entrevista muestras una cara profesional, al margen de cual vaya a ser tu campo de trabajo. No hace falta alquilar un traje para ir a la entrevista, pero sí mostrar una imagen madura, profesional y pulcra.
  • Lenguaje corporal: hace unas semanas ya os comentamos en nuestro facebook y twitter algunos puntos a recordar en cuanto a este tema. En mi opinión el factor más importante a recordar es siempre mirar a los ojos. No hay una muestra más grande de timidez, inseguridad o nervios que no mantener la mirada.

Uno de los puntos que no se dicen en ese artículo y en cambio es uno que yo siempre aconsejo puede parecer una insignificancia, una tontería, hasta que fallas una entrevista por ello: “nunca tengas un bolígrafo en la mano”, si es de capucha la estarás destapando y si es de “click”…bueno, el ruido pondrá de los nervios al entrevistador, porque aunque no te des cuenta estarás dándole todo el rato al botón.

  • Investiga con quién estás hablando: antes de ir a la entrevista investiga sobre la empresa, pero no te quedes en la superficie simplemente leyendo y memorizando la página web corporativa. Lee artículos, noticias relacionadas, conoce como son las personas que trabajan allí, comprueba si te ves reflejado en la ética y valores de la empresa y hazlo ver en la entrevista.

entrevista de trabajo 300x244 La entrevista de trabajo.

Uno de los servicios que en New Stage ofrecemos es prepararte en profundidad para esa temida entrevista. Hacemos ensayos de todo tipo de entrevistas, para que cometas los errores antes de ir, no cuando estés allí, los evaluemos juntos y veamos qué puedes mejorar. Además te ayudamos a identificar ese valor añadido que sólo tú tienes.

¡Dejemos los nervios en casa y vayamos a la entrevista bien preparados, dispuestos a enseñar nuestra mejor cara!